jueves, 28 de abril de 2016

Vestir un barco

Hace algún tiempo el amigo Manuel se compro este precioso barco de aluminio, con la intención de ir terminándolo poco a poco, fines de semana, horas sueltas, vacaciones ... con la intención de darse un merecido viaje en su ya cercana jubilación.

Tras un complicado viaje
Y un corto vuelo


El velero llego a su destino en tierra por los próximos años


Despacio pero sin pausa el amigo Manuel lo ha ido vistiendo, ya se va viendo el resultado, desde aquí le mandamos mucho animo y esperamos seguir recibiendo información puntual de esta reconstrucción.