viernes, 17 de noviembre de 2017

Un Sainte Marthe llamado Prometeo, sexta parte

Por Manu Iglesias

Veo los vídeos del proceso para “incrustar “ los depósitos en sus alojamientos respectivos y en el último ya en su ubicación definitiva, se ven perfectos, como si fueran plantados ahí a casco desnudo. Todavía faltan muchas cosas, pero los últimos días se ha visto un avance enorme. Los espacios ya están definidos. El volumen de los armarios es enorme y el cuarto de baño permite ducharse a dos personas a la vez. Resulta sorprendente como se puede aprovechar tanto un espacio tan pequeño en relación a la configuración que nos encontramos.
 Los próximos días llegarán los paneles definitivos con los huecos de los armarios y las puertas cortadas con la maquina de control numérico. -Solo hemos dejado el palo- decimos-. Prácticamente solo respetamos lo que hizo Meta.
 La próxima semana, espero llevar personalmente el nuevo cuadro eléctrico y la radiobaliza. Vamos a calcar en papel las nuevas colchonetas y probablemente ya podamos ver una muestra del diseño final con algunos paños ya pintados con el RAL de los nuevos paneles. 
 En las fotos ya se puede apreciar La Luz que reflejan los paneles. Si el primer Saint Martre fue concebido para disfrutar de La Luz del Mediterráneo, en este lo llevaremos a su máxima expresión.

 Comentábamos un viejo hilo y caímos en la cuenta de que han pasado siete años. -Si Enrique si- Ya nos toca - el partir-. Ya toca el sueño de compartir fondeo en una calita griega y celebrar la vida, disfrutando del merecido descanso- Los nuevos paneles me evocan un lienzo en blanco. Sobre el que tendremos que trazar la nueva vida que está por empezar.


Por Enrique Pertegás

Llegaron los tanques, chapa de 2 mm, al poner el pie en la pasarela de aluminio esta se hunde, se vuelve a intentar y se hunde el siguiente sector, bien empezamos, entraron con calzador y entre cuatro personas nos tiramos media maña para llevarlos al sitio, hubo que cortar el escape del motor y doblar alguna platina, os dejo unos videos cortos hechos con el móvil.





Los interiores progresan “adecuadamente” las piezas mas grandes ya están en su sitio, la puerta de entrada al barco tiene en su bisectriz 1,22 metros, el ancho de los tableros, pasan muy justos porque además no entran en recto, esta la bitácora, los bancos etc


Dentro no se pueden cortar, ni apenas mover, así que improvisamos una serreria en el muelle.


Ya jugamos a cuadrar el baño, vamos maquetando y viendo como repartir los elementos, de momento los wc eléctrico comen mucho espacio por la bomba y el acceso de mangueras por detrás de la taza, el manual de Jasbco va de cine, se aprovecha todo el fondo del pantoque.


También tenemos la sala reconvertida de una “L” a una “U” ha ganado un montón


No hay comentarios:

Publicar un comentario